Decorados de Junibacken

Teo en Junibacken

Como nos había quedado un regusto agridulce en Skansen por culpa de la lluvia, decidimos que teníamos que buscar otro sitio en el que Teo se lo pudiera pasar en grande en Estocolmo, lo cual no iba a ser demasiado complicado.

No tardamos mucho en deliberar que nuestra siguiente visita sería a Junibacken, un lugar perfecto para niños. Esta mezcla de museo y casa de juegos está dedicada a los personajes literarios creados por la escritora sueca Astrid Lindgren. Quizás su nombre no sea demasiado conocido en España, aunque sobran las presentaciones con Pippi Långstrump, su obra más conocida.

Los cuentos de Junibacken

Como disponíamos de la Stockholm Card, pillamos un tranvía y nos plantamos de nuevo en Djurgården que es donde se encuentra Junibacken. No tiene pérdida, pues está justo al lado del Vasa Museet.

Antes de entrar ya vimos que era un sitio perfecto para los más pequeños por la cantidad de cochecitos de bebé que había «aparcados» en el exterior.

La casa de Pippi Långstrump

Lo primero que te llama la atención cuando entras es una enorme sala de juegos con muchos cachivaches de los cuentos de Astrid Lindgren. Es como una pequeña ciudad con sus casas y caminos donde los niños disfrutan como enanos. El jaleo y la algarabía que armaban los pequeños era casi tan grande como la sonrisa de los padres.

Lo más espectacular de Junibacken, tanto para los niños como para los mayores, es una especie de mini tren que te sumerge en los cuentos más populares de Astrid Lindgren. En esta zona no está permitido hacer fotos, así que no os lo puedo mostrar, pero es un recorrido mágico.

Juegos en Junibacken

¡Te ayudamos a viajar más barato!

La visita está disponible en varios idiomas, incluyendo el castellano, y parte de una réplica de la estación de tren de Vimmerby, ciudad natal de la escritora. Me hubiera encantado que vierais la cara que ponía Teo cuando el tren volaba, aparecía un personaje o sonaba una música. Muy, muy logrado y perfecto para conocer de una forma amena y didáctica la obra de Astrid Lindgren.

El tren te deja justo en otra gran sala de juegos que está ambientada en las historias de Pippi Långstrump. Yo no me acordaba demasiado de la serie, pero enseguida me vinieron algunos flashes al ver la casa y otros juegos. Teo se lo pasó bomba hasta que se tiró por un tobogán demasiado grande para él y se dio un golpe. Como siempre fue más el susto que el daño.

Decorados de Junibacken

Para completar la visita, Junibacken cuenta con un restaurante donde sirven comida típicamente sueca orientada a los niños, y una mezcla entre librería y juguetería con un montón de material didáctico y lúdico muy interesante.

Acudimos a Junibackenguiados por la nostalgia, tras los pasos de Pippi Långstrump. Sin embargo, encontramos un lugar divertido, educativo, lleno de colores y risas. Teo disfrutó de lo lindo y nosotros con él.

Aunque no se escuche en ningún momento, es imposible salir de allí sin tatarear la canción…

8 COMENTARIOS

  1. Estuve en la puerta, pero me quedé con las ganas de entrar. El motivo es que salimos bastante tarde del Vasa, y ya era tarde para hacer la visita en condiciones. Espero tener oportunidad en el futuro de conocerlo! Saludos

  2. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Como nos había quedado un regusto agridulce en Skansen por culpa de la lluvia, decidimos que teníamos que buscar otro sitio en el que Teo se lo pudiera pasar en grande en Estocolmo, lo cual no iba a ser demasiado complicado. …..

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.