Una catedral de Reikiavik que parece hecha con piezas de Lego

Si ayer hablábamos del pedazo HSBC Main Building de Norman Foster en Hong Kong, hoy toca contemplar otra construcción descomunal, aunque muy distinta. Se trata de la Hallgrímskirkja de Reikiavik, una iglesia muy peculiar que visitamos durante nuestro viaje a Islandia.

La Hallgrímskirkja nos llamó la atención desde que pusimos el primer pie en Reikiavik. A pesar de que nuestro hotel está a cierta distancia de la iglesia, su imponente torre principal se ve prácticamente desde cualquier punto de la ciudad. Puede ser una buena referencia para orientarse, pero su enorme tamaño es un tanto confuso para medir distancias.

Contemplando la Hallgrímskirkja de Reykjavík

No obstante, llegamos a ella casi sin darnos cuenta. Estábamos viendo las peculiares tiendas de la empinada Skólavörðustígur, justo en el corazón de la zona comercial de Reikiavik, y de sopetón nos topamos con la Hallgrímskirkja. Una vez allí me patee toda la plaza para verla y fotografiarla desde diferentes perspectivas.

El edificio es muy mastodóntico y destaca sobre todo por fuera y por su arriesgado diseño, pues no deja de ser una construcción religiosa. El templo debe su nombre al reverendo Hallgrímur Pétursson.

Hallgrímskirkja y Leifur Eriksson en Reykjavík

La Hallgrímskirkja empezó a construirse en los años 40, aunque no fue terminada hasta pasados 30 años. Está diseñada por el arquitecto islandés Guðjón Samúelsson.

Por fuera es muy espectacular, aunque en su interior es bastante sobria. Quizás el órgano y las arcadas de mármol fue lo que más nos llamó la atención.

Órgano de la Hallgrímskirkja de Reykjavík

Lo mejor del interior fue, sin duda, subir los 75 metros del campanario para poder disfrutar de unas increíbles vistas panorámicas de Reikiavik. La entrada al campanario es de pago, aunque no recuerdo exactamente la cantidad. El precio es simbólico si lo comparamos con las vistas.

Vistas de de Reykjavík desde la Hallgrímskirkja

La Hallgrímskirkja de Reikiavik está abierta de 9:00 a 18:00 horas en verano, y pese a su espectacularidad, tampoco estaba demasiado masificada, así que preparad la cámara y disfrutad de las vistas. Es sin duda, otro lugar insólito de Islandia, aunque esta vez ha sido construido por la mano del hombre. ¿A qué os recuerda esta gigantesca iglesia luterana?

23 COMENTARIOS

  1. @Alfonso, bienvenido a ‘el pachinko’ y gracias por compartir la info sobre Svartifoss. Yo también estuve por allí pero no me vino a la cabeza que la Hallgrimskirkja tuviera que ver con la cascada. Muy curioso 😀

  2. Según cuentan el diseño exterior de esta iglesia está inspirado por los cortados basálticos que se pueden contemplar en algunas zonas de Islandia. Un lugar estupendo para comprobarlo es la famosa Cascada Negra de Svartifoss.

    Aquí hay unas cuantas imágenes http://bit.ly/eyYZgT

  3. @DJB, tiene cierto aire espacial, lo cual es muy curioso porque cuando empezó a diseñarse la carrera espacial estaba en pañales.

    @Jexweber, en FB han dicho lo mismo, yo no lo había pensado 😉

    @josecrem, es calcadita jejeje

  4. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Si ayer hablabamos del pedazo HSBC Main Building de Norman Foster en Hong Kong, hoy toca contemplar otra construcción descomunal, aunque muy distinta. Se trata de la Hallgrímskirkja de Reykjavík, una iglesia muy peculiar que …..

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.