Table Mountain, la maravilla natural de Ciudad del Cabo

Fotos de Table Mountain en Ciudad del Cabo

Dice el Premio Nobel de Literatura sudafricano, John Maxwell Coetzee, que Ciudad del Cabo es una urbe “pródiga en belleza, en bellezas” y lo cierto es que no le falta ni un ápice de razón. Unos minutos antes de aterrizar en su aeropuerto internacional ya te das cuenta de que esta metrópolis austral está ubicada en un entorno privilegiado, quizá uno de los más seductores del mundo.

La combinación de elementos naturales es extraordinaria. Bahías adornadas con preciosas playas, acantilados que rugen hacia el Cabo de Buena Esperanza (como rugió Vasco de Gama cuando los vientos empezaron a levantar olas demoledoras) y picos de granito que la coronan para componer una estampa muy seductora que se divisa desde cientos de kilómetros a la redonda, especialmente la imponente Table Mountain o los 12 Apóstoles.

Fotos de Table Mountain en Ciudad del Cabo, nublado

Recién aterrizados en Ciudad del Cabo, tras unos días de safari en el Parque Kruger con Aventura Africa, decidimos visitar su icono. La Table Mountain fue designada como una de las siete maravillas naturales del mundo en 2011, pero para los habitantes de la Mother City es un gigante que siempre los ha abrazado desde las alturas y que ha sido testigo de la turbulenta y fascinante historia de la ciudad y de Sudáfrica.

Subida a Table Mountain en teleférico

Fotos de Table Mountain en Ciudad del Cabo, teleférico

La visita a Table Mountain depende de la suerte, o mejor dicho de la azarosa climatología. Los cambios rápidos de tiempo y el fuerte viento (que sufrimos en nuestras propias carnes) hacen que muchos días sea complicado subir hasta la cima, así que antes de intentar subir a la montaña es mejor informarse en su web oficial.

La forma más sencilla y rápida de ascender hasta este impresionante mirador natural es a través de su teleférico que sale de Tafelberg Road y que cuesta 225 Rands (unos 17,5 euros) para los trayectos de ida y vuelta. Se trata de una atracción tan popular que desde la inauguración del funicular, hace ocho décadas, lo han utilizado más de 16 millones de personas. Personalidades y celebridades de la talla de la reina Isabel II, Oprah Winfrey, Sting o Tina Turner no han podido resistirse a sus encantos.

Fotos de Table Mountain en Ciudad del Cabo, vistas

Nada más subir a la cabina del teleférico nos acercamos a una de sus ventanitas para intentar captar la espectacular subida hasta esta montaña de granito y arenisca de 1.086 metros de altitud. Nuestro gozo en un pozo, pues los lugareños sabían algo que nosotros desconocíamos: el funicular va girando conforme sube y la ventanita también va dando vueltas. El mejor consejo es que te olvides en ese momento de las fotos, ya que es más apropiado intentar disfrutar de las panorámicas de los riscos y el oceáno que envuelven a la preciosa Ciudad del Cabo.

Visita al Table Mountain National Park en Ciudad del Cabo

Fotos de Table Mountain en Ciudad del Cabo, desde arriba

Las vistas desde arriba son todo un regalo para el cuerpo y el alma. El Table Mountain National Park se extiende desde Signal Hill al norte hasta Cape Point en el Cabo de Buena Esperanza. Su característica forma de meseta a nivel esconde rincones privilegiados para los amantes del senderismo, el ciclismo y deportes de aventura (para los más osados) como el parapente o el ala delta o la escalada.

También tiene una biodiversidad única y por ello fue declarado Patrimonio Natural por la Unesco como parte de las ocho reservas protegidas que forman parte de la Zona Botánica de la región de El Cabo. Si dispones de tiempo es recomendable una excursión a Kirstenbosch, el que dicen es uno de los mejores jardines botánicos del mundo ubicado en las laderas orientales de Table Mountain.

Fotos de Table Mountain en Ciudad del Cabo, pícnic

Nosotros optamos por la opción fácil y turística del teleférico, pues no disponíamos de demasiado tiempo en Ciudad del Cabo. No obstante, si subes caminando es mejor que lleves un mapa actualizado y no tomes atajos pues con ese clima tan cambiante las condiciones pueden ser de visibilidad nula en cuestión de minutos, así que es mejor no tomar riesgos.

Nuestra visita fue en diciembre y a pesar de que estábamos en pleno verano austral pasamos frío en la cima de Table Mountain, así que mejor pilla una chaquetita o un forro polar por si refresca. Al igual que hacen muchos habitantes de Ciudad del Cabo cada día, improvisamos un pícnic (con vinito de Sudáfrica incluido) y nos dispusimos a disfrutar de unas vistas espectaculares y de la puesta de sol.

Fotos de Table Mountain en Ciudad del Cabo, teleférico subiendo

En la zona próxima a la estación del teleférico hay una tienda de souvenirs y una pequeña cafetería cerca de los miradores. La gente suele dar pequeños paseos por los senderos peatonales de la zona, o simplemente desconectar del agitado ritmo de vida de Ciudad del Cabo. Entre bocado y sorbito de vino, empezaron a bajar las temperaturas y el viento arreció con fuerza. Desde megafonía nos avisaron que debíamos desalojar la zona y volver al funicular, así que sufrimos en nuestras propias carnes los famosos cambios de tiempo de Table Mountain y tuvimos que interrumpir un momento muy agradable. Pese a todo mereció mucho la pena.

Table Mountain es la maravilla natural de Ciudad del Cabo y una visita ineludible en los viajes a Sudáfrica… siempre que el tiempo no lo impida.

Quiero dar las gracias a Aventura África por ayudarme a hacer este reportaje y permitirme descubrir una urbe tan hermosa como Ciudad del Cabo y su impresionante Table Mountain.

, ,

3 respuesta a Table Mountain, la maravilla natural de Ciudad del Cabo

  1. Arol marzo 31, 2015 en 12:30 pm #

    Extraordinaria entrada. Parece que visitamos muchos sitios pero aún hay mucho por descubrir.

    • Pau marzo 31, 2015 en 3:49 pm #

      Gracias Arol, hay tanto por descubrir, sólo conocemos una mota de polvo si pensamos en lo grande que es el mundo 😀

Trackbacks/Pingbacks

  1. Bitacoras.com - marzo 25, 2015

    Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: Dice el Premio Nobel de Literatura sudafricano, John Maxwell Coetzee, que Ciudad del Cabo es una urbe “pródiga en belleza, en bellezas” y lo cierto es que no le falta ni un ápice de razón. Unos minutos antes de aterrizar en s..…

Deja un comentario