Debajo del mar en el Aquarium de La Rochelle

Si decimos que nos lo pasamos bomba en el Aquarium de La Rochelle quizás nos quedemos cortos. Desde que hacemos viajes con niños, hemos descubierto que nos divertimos mucho más cuando Teo disfruta con las visitas. Al ver sus ojazos con ese brillo especial y su sonrisa inocente el corazón nos da un vuelco.

Y es que nos hemos vuelto especialistas en peceras, parques de atracciones, zoológicos y museos infantiles. No entendemos los viajes sin buscar un lugar donde el peque se lo pase bien y nosotros con él. Se nos está poniendo cara de bobos de verle tan feliz.

¡Te ayudamos a viajar más barato!

En el viaje a La Rochelle teníamos marcado con letras de oro la visita al Aquarium. Se trata de uno de los acuarios privados más grandes de Europa y tiene la firma de una familia muy especial, los Coutant.

René, el padre de la saga, fue el que construyó en Francia los primeros acuarios marinos con sistema de filtración en circuito cerrado en la década de los 60. Sus hijos Roselyne y Pascal han recogido el testigo y son dos de los diseñadores de este tipo de recintos más célebres del mundo, entre ellos el de Madrid, Barcelona o el Oceanogràfic de Valencia.

Con estas referencias el Aquarium de La Rochelle no podía decepcionar y así fue. Para empezar sus cifras son espectaculares, y eso que  está ubicado en una ciudad que no aparece en muchas guías de viajes. Dispone de una capacidad de 3 millones de litros donde viven 12.000 habitantes marinos de 600 especies distintas. Recibe más de 800.000 visitantes al año y es el sexto lugar turístico de Francia.

Hoteles Intur

Ni que decir tiene que es un atractivo perfecto para todos, ya que es completamente accesible. Nosotros tardamos unas dos horas en hacer la visita completa, pero el tiempo se nos pasó volando. Yo me lo tomé un poquito más en serio y pillé una audioguía para anterarme más, pero a Vero le tocó correr detrás de Teo al que todo le llamaba la atención.

El Aquarium te sumerge en varios viajes submarinos por los distintos mares y océanos del planeta. Desde el Atlántico al Mediterráneo, pasando por el Indo-Pacífico o el Caribe. Cuanto más cálidas son las aguas más increíbles son los colores de los peces que los habitan.

El comienzo de la visita es espectacular gracias a un túnel de 360º en el que habitan preciosas medusas de colores. Luego vas viajando por los siete mares y encontrando algunas atracciones alucinantes. Por ejemplo, la alfombra mágica. Se trata de una proyección sobre el suelo de agua y peces. Conforme caminas sobre las aguas, los pececillos se van apartando. A Teo le dio un poco de miedo al principio, pero cuando le cogió el truco no paraba de perseguir a los peces virtuales.

Otras secciones espléndidas de este acuario son la de los tiburones o la de los mares del sur, con sus aguas tibias y sus peces de vivos colores que parecen sacados de una película de ciencia-ficción. También nos encantaron las tortugas o el colofón final que lo pone un invernadero tropical con hermosas orquídeas. Insólito para estar en Francia.

Me imagino que uno de los sueños de la familia Coutant es hacer disfrutar a grandes y pequeños con sus acuarios, así que se deben sentir muy orgullosos.

Nosotros quedamos encantados con nuestra aventura por el Aquarium de La Rochelle, así que lo recomendamos encarecidamente a todos los que tenéis pensado hacer viajes a Francia con niños. Debajo del mar, debajo del mar…

, , , ,

8 respuesta a Debajo del mar en el Aquarium de La Rochelle

  1. Edurne abril 25, 2019 en 9:03 pm #

    Muchísimas gracias por contarnos vuestras experiencias. Acabamos de volver de pasar unos días en la zona de La Rochelle y gracias a vuestras indicaciones se ha convertido en todo un éxito de viaje familiar. Os sigo leyendo y tomando buena nota para próximas escapadas.

    • Pau abril 30, 2019 en 11:54 am #

      Muchísimas gracias por tus palabras Edurne, no veas lo contentos que nos hemos puesto 😀

      Un saludo y bienvenidos a ‘el Pachinko’ 😀

  2. Xavi_kun julio 27, 2012 en 1:59 pm #

    jeje, con lo rápido que está aprendiendo cuando crezca lo vereis poco por casa. estará superando a su padre en el tema viajes 😛

    • Pau julio 27, 2012 en 2:33 pm #

      Seguro, yo a su edad no había salido ni de mi barrio 😉

  3. Roser Goula julio 27, 2012 en 1:41 pm #

    No sé yo si le gustó más al pequeño o a vosotros… 😉 Pero ha quedado claro que en una visita a la Rochelle debemos dejarnos caer por este espectacular y cautivador Aquarium.

    • Pau julio 27, 2012 en 1:50 pm #

      Nos gustó a todos jejeje

      La ciudad es preciosa, nos encantó.

Trackbacks/Pingbacks

  1. Acuario de Gijón. Qué ver en Asturias con niños. | el pachinko - junio 20, 2013

    […] Gijón no es el primero que vistamos con Teo. Ahora me vienen a la memoria el de Busan en Corea, el Aquarium de La Rochelle o el Akvariet de Bergen.  ¿Creéis que sus recuerdos le impidieron disfrutar a tope de esta nueva […]

  2. Bitacoras.com - julio 24, 2012

    Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Si decimos que nos lo pasamos bomba en el Aquarium de La Rochelle quizás nos quedemos cortos. Desde que hacemos viajes en familia, hemos descubierto que nos divertimos mucho más cuando Teo disfruta con las visitas. Al ver sus…..

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.