Cruce de Pedder St en la isla de Hong Kong

No hace ni una semana que hemos regresado de Hong Kong y todavía están muy latentes los recuerdos de aquella ciudad frenética. Antes de ponerme a describir los lugares que visitamos o las experiencias que vivimos, siempre me gusta hacer una balance general con las primeras impresiones de nuestro viaje y con Hong Kong no voy a hacer una excepción.

Lo primero es decir que es una ciudad vertical. Sus cientos de rascacielos y su peculiar orografía hacen que siempre estés mirando hacia arriba. Como muestra, las fotografías que tomé, de las cuales la gran mayoría tienen una orientación vertical. Siempre hay algún elemento que quiere llamar tu atención desde las alturas, bien sea un edificio, un cartel publicitario, o alguna pequeña cima.

También nos ha llamado poderosamente la atención su diversidad cultural y racial. Hong Kong es como un pequeño mundo en sí mismo. Aunque la mayoría de sus siete millones de habitantes tienen origen cantonés, hay gentes de todos los lugares del globo. Da igual el color de tu piel o el acento de tu idioma, nadie te va a mirar raro por ser diferente.

Esa amalgama de culturas tiene un aspecto muy positivo en la gastronomía, ya que en Hong Kong puedes encontrarte restaurantes de cualquier lugar del mundo, especialmente asiáticos, así que os podéis imaginar lo contentos que quedaron nuestros corazones con la barriga llena. Mucha culpa de ello la tienen Javier y Rena, que fueron unos guías culinarios estupendos.

Otro elemento en el que Hong Kong se merece un 10 es en el del transporte. La eficiencia del metro raya la perfección. Y para completar este servicio, dispones de autobuses a cualquier lugar de la isla, tranvías, ferrys, teleféricos, sampanes, miles de taxis… todo muy puntual y a unos precios de risa.

La seguridad también es uno de los puntos fuertes de Hong Kong. Cada pocos minutos sueles ver uno o varios policías y en ningún momento tuvimos sensación de peligro. En algunos aspectos la seguridad raya lo obsesivo.

Pero Hong Kong es ante todo un gran bazar. Cientos y cientos de centros comerciales, decenas de mercados, miles de puestos callejeros, edificios de oficinas imponentes, vendedores ambulantes de imitaciones, casas de masajes… todos compitiendo por un poco de tu atención para posteriormente llevarse tu dinero. Desde las marcas más inalcanzables, hasta los productos más kitsch. Todo lo que se compra y se vende tiene cabida en Hong Kong.

En líneas generales nos ha parecido una ciudad tirando a cara y en la que se pueden ver muchos contrastes entre las clases más opulentas y los trabajadores más humildes. En Hong Kong tienen cara de mujer y acento de Filipinas.

En fin, que estas son sólo las primeras impresiones de nuestro viaje a Hong Kong, una semana frenética que nos ha dejado muchos buenos momentos y algún que otro borrón. Todo esto y mucho más lo iré desgranando en las próximas semanas. Aquí os espero.

11 COMENTARIOS

  1. @Alberto, claro, intentaré currármelo todo lo que pueda, tengo muchísima información y buen material gráfico.

    Respecto a caro o barato, no me pareció barata precisamente, excepto el transporte que es una gozada 😀

  2. Que ganas de leer la crónica del viaje, Pau. Cúrrate los posts, porfa. Que me va a encantar leerlos.

    Chiqui, no hay nada más caro que Tokyo en toda Asia.

    En Hong Kong y en Singapur el precio del alojamiento va a la zaga pero el transporte público es infinitamente más barato. También lo son los vuelos a los países de alrededor.

  3. @lorco, cierto, la mezcla de culturas también influye en el aspecto olfativo. Ese olor de Asia es inconfundible.

    @JoCkEy, seguro que te gusta, yo eché en falta estar más días para visitar otras ciudades como Macao o Singapur.

    @Chiqui, yo creo que a nivel de precios será similar a Tokyo, lo que pasa que tiene la parte más humilde y los mercadillos que resultan más baratos. La comida y las birras… tajo parejo 😀

    @algogoku, tu periplo asiático está a punto de empezar… cómo te envidio 😀

    @Javier, el placer fue nuestro, ojalá en todos los viajes tuviéramos unos anfitriones tan atentos y hospitalarios 😀

    @El Capitán, claro, casi todo se concentra en Kowloon y el norte de la isla, las zonas de Hong Kong que más me gustaron. Aunque está bien darse un paseo por el sur o Lantau.

    @memoriadepez, desde luego es un mundo en sí mismo 😀

  4. Lo que sorprende de Hong Kong es, que a pesar de ser una metrópolis, su extensión tampoco es tan grande (de ahí su verticalidad), pero eso no evita que tenga un montón de sitios diferentes, que reúna tanta variedad.

    A ver qué nos cuentas!!

  5. Buen punto ese que comenta Lorco. Se acuerdan de una esquina en concreto por la zona de Mongkok? fusión en toda regla 🙂

    Parece que se han ido con buen sabor de boca de la ciudad, y sobre todo en lo que a comida se refiere. Nosotros encantados de haberles enseñado algunos de los rincones de la ciudad. Y un placer el haber desvirtualizado.

    Un abrazo!

  6. Hong Kong es uno de los lugares que tengo pendientes y está muy arriba de mi lista xD.

    No me perderé ni un post sobre esta ciudad ya que me interesa tomar apuntes!

    Saludos!

  7. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: No hace ni una semana que hemos regresado de Hong Kong y todavía están muy latentes los recuerdos de aquella ciudad frenética. Antes de ponerme a describir los lugares que visitamos o las experiencias que vivimos, siempre me …..

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.