Viaje a Japón, ejerciendo de turista en Gion Corner

Bunraku en Gion Corner

Seguro que muchos extranjeros buscarían en España un lugar como Gion Corner. Este teatro de Kyoto concentra en apenas unos minutos, un buen elenco de tradiciones japonesas. Eso sí light y especialmente masticadas para los turistas.

Para que os hagáis una idea, es como si viéramos en una hora un trocito de zarzuela, un poco de bailes regionales, preparación de tortilla de patatas, sevillanas y toreros. Fuera de tópicos y de bromas, como turistas que fuimos, nos lo pasamos bien.

Ubicado en uno de los barrios más tradicionales de Kyoto, se encuentra este coqueto teatro. La entrada cuesta unos 3.200 yenes (20 euros) y en lo que dura el espectáculo puedes disfrutar de un pedacito de cultura japonesa.

Como no, el teatro sólo está lleno de turistas extranjeros, que miran embelesados al escenario, muchas veces, sin comprender lo que están viendo.

En Gion Corner pudimos ver siete tipos de tradiciones japonesas:

  • Chado: la mítica ceremonia del té. En realidad aquí no dura ni 5 minutos. Es una versión muy rápida de una tradición centenaria. Es un acto muy importante dentro de la cultura japonesa. Seguro que si muchos vieran esta versión tan descafeinada se ofenderían.
  • Koto: el arpa japonesa tiene un sonido muy característico y melodioso. Uno de los trocitos del espectáculo que más me gustó. Muy relajante y espiritual.
  • Kyomai: Una especie de danza tradicional de Kyoto interpretada por una Maiko o aprendiz de Geisha. Supongo que tiene su simbología, pero a los ojos del turista occidental no deja de ser una danza más. Los movimientos de la Maiko son muy elegantes y meditados.
  • Kado o Ikebana: Todos habéis visto Lost in Translation, ¿verdad? Debe ser muy, pero que muy relajante. Una mujer hizo una pequeña demostración de los arreglos florales típicamente japoneses. Yo que no soy ningún entendido en la materia, flipé con  los jardines tan hermosos que vi en Japón.
  • Kyogen: una especie de opereta cómica. Sobreactuaciones en clave de humor en japonés. A pesar de la barrera idiomática, la buena interpretación de los actores hace que pilles el argumento sin necesidad de entender los diálogos.
  • Gakaku: se trata de una pequeña muestra de la música que se tocaba en la corte imperial. Instrumentos de viento potentes y muy graves que resuenan con fuerza en el pequeño teatro.
  • Bunraku: el tradicional arte de las marionetas japonesas. Un relato de amor muy bien interpretado por los títeres y sus amos.

Como veis, es imposible resumir tanto en tan poco tiempo. Aquellos que busquen experiencias auténticas, no os acerquéis por Gion Corner, pero si queréis pasar un buen rato y conocer un pedacito de cultura japonesa, este es vuestro lugar. Eso sí, imprescindible pasear por Gion y sus alrededores, tanto de día como de noche.

, , , , , ,

Trackbacks/Pingbacks

  1. 500 posts y 50 lugares increíbles de nuestros viajes | el pachinko - septiembre 27, 2009

    […] Gion en Kyoto […]

Deja un comentario